diumenge, 17 de febrer de 2013

Un recorrido corto pero explosivo descubriendo nuevas sendas

--------------------------------------------------------------------------------
Puede que no era el mejor día para hacer la ruta de hoy, pero así ha sido. Se incorporaba R1 después de más de un mes sin ruta y le hemos hecho sufrir de buenas rampas. A las 8h. en el poli de Premià estábamos R1, Quique, Lapiero, Adolfo y Racing con ganas de compartir una buena jornada de bici, así que sin demoras partimos hacia Cabrils para subir por el Castillo y por detrás del cementerio hasta la creu de l’Avellà para luego seguir subiendo hacia el mirador llamado Turó de Cirers.

Tomamos el sendero hasta la pista y seguimos por las dos duras rampas que siguen a mano derecha, en vez de tomar el sendero que sale tras las rampas seguimos subiendo hasta encontrar la torre de vigía donde paramos dos minutos para retomar el pulso y tomar un sendero desconocido que parte de allí mismo, serpenteante al principio, entre el bosque, y luego con una buena pendiente que nos obliga a poner el culo bien atrás y que nos deja justo al principio del sendero que se dirige al Rocódromo.

Giramos a la izquierda hasta encontrar la pista que remontamos pasando por delante de la Mutua, seguimos hasta la Bruja y solo un pequeño tramo de la Guapa para desviarnos por el sendero que parte de una de sus curvas remontando hasta el claro de las torres eléctricas, allí cogemos un rápido sendero para hacer un bucle, el sendero nos deja casi en la pista que viene de Órrius que remontamos hasta la trialera de las torres eléctricas que han estropeado para que no podamos pasar, pero que solucionamos haciendo una pequeña vuelta hasta encontrar luego la entrada de la Fea, nuevo nombre-puesto por Adolfo- para la trialera que baja paralela a la Guapa y nos deja en la pista muy cerca de donde termina ésta.

200 metros más abajo nos espera el sendero, que cada vez está más limpio y rápido, que nos lleva hasta Clarà donde paramos a reponer agua en su fuente (Font de can Raimi) y nos encontramos con Jaume, un amigo del R1, que vino hace un par de meses con nosotros. Iniciamos la bajada por la riera de Clarà pero 200 metros después giramos a la derecha por un sendero nuevo que nos lleva hasta la Font de Gavatx y luego con otros senderos desconocidos hasta hoy vamos remontando desnivel hasta encontrar la pista que sube hacia la Mútua, que en ocasiones bordeamos por otros senderos.

Remontamos un poco de pista dirección a la Mutua y giramos a la izquierda por una cadena donde parte otra pista de bajada hasta encontrar un sendero a la derecha, es parte del recorrido de una bajada que hemos hecho un par de veces últimamente pero que hoy decidimos hacerla de subida. El sendero tiene varios tramos, primero en bajada, luego en subida con una pendiente asequible, que se complica luego y que termina en una trialera donde debemos poner pie a tierra inevitablemente. Llegamos al final de la trialera que nos deja justo en el sendero del Rocódromo y decidimos seguirlo, así que llegados al final del sendero enlazamos con el camino a Mordor que hacemos completo y después en la pista subimos los dos duros repechones y tomamos rumbo de regreso por la pista de bajada para enlazar con un sendero que nos lleva a Cabrera de mar.

Como hay tiempo, seguimos a R1, remontando una urbanización para ir a buscar una nueva trialera que tampoco tiene desperdicio bajando por un bosque repleto de pinos y de cactus que nos deja una vez más en Cabrera donde tomamos rumbo hasta el Espinaler.

Ha sido una ruta corta, con solo 35 Km. y 1.000 metros de desnivel positivo acumulado en 3:00 h. pero muy bien aprovechada debido a que todas las subidas hoy tenían una pendiente importante y aunque hemos recorrido buena parte de terreno conocido, lo hemos hecho con distintos enlaces y también hemos descubierto senderos y trialeras nuevas para enriquecer el patrimonio Ciclópata.

La baja de Norris está empezando a pasar factura, empiezo a estar hasta las narices de pensar en rutas para el disfrute común, con lo fácil que lo hace el jefe, a mi me cuesta horrores enlazar tramos y pensar por donde seguir después de un tramo conocido. Nos las arreglamos pero Norris! Vuelve ya!, que ya está bien de tanta baja! Empezamos a pensar que estás mejor en cama que en encima de la bici! A saber lo que hará el tío con la excusa de la fiebre! Ai, Ai que estic molt malaltet!

Pocas incidencias podemos contar de hoy, solo un susto de R1 tras un pedrusco golpeando su bici que le ha provocado por suerte solo un desconchón de pintura en la base del eje del pedalier de su Niner mientras que ya finalizando la ruta parece que se le ha destensado el cable del desviador delantero impidiéndole subir de plato. Quique ha aguantado perfectamente con su esquince de tobillo, aunque le he hecho poner a prueba su integridad don los tramos de pateos de subida.


 

Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada