dissabte, 6 de juliol de 2013

Fin de temporada con abandono en la VIP Xtrem

--------------------------------------------------------------------------------
Hoy tocaba ir hasta Vimbodí donde se celebraba la VIP Xtrem, una marcha de 128 Km y 3.800 metros de desnivel positivo que prometía. Me apunté de los primeros en el mes de enero y salía con el dorsal 24.

Me hacía ilusión conocer caminos por estas comarcas de Tarragona aunque después de la Pedals de Foc Non Stop no me quedaba mucho entusiasmo, pero ya que estaba inscrito me he levantado a la indecente hora de las 4 a.m. y me he ido hacia las tierras del Cister a disfrutar de un día soleado en bici.

La cosa pintaba bien, poco a poco me he ido animando y a las 7h. se ha dado la salida con unos 700 inscritos. Salimos del pueblo y llaneamos 4 Km hasta encontrar una dura subida de unos 8 Km, me sentía pletórico, si durante el llano me han pasado 20, en la subida he adelantado no menos que a 50 hasta colocarme en un grupo de unos 20, casi cabeza de carrera pues comentaban que había 3 Pros que andaban más adelante.

Yo me relamía, con las buenas sensaciones que tenía, hoy estaba para lucirme, pero la ilusión ha durado poco y en la primera bajada he pinchado la rueda delantera. Paro a cambiar cámara y esta que no hincha, cambio por otra cámara y veo que va hinchando hasta que de pronto se deshincha, he repetido operación con la primera cámara … y con la segunda …, pues no entendía muy bien que eso me ocurriese con 2 cámaras nuevas, una aún iba en su caja, hasta que me he dado cuenta que la culpa era de la mancha que depende como la ponía soltaba todo el aire.


Entre darle a los bíceps y rascarme la cabeza para averiguar el problema me he pasado 50 minutos y ya me había adelantado todo cristo, así que con espíritu positivo y la rueda delantera medio hinchada he decidido que hoy no era mi día y me he dado la vuelta abandonando la marcha e iniciar una vuelta turística por la comarca. He disfrutado de los paisajes, del monumental monasterio de Poblet y a la vuelta me ha hecho ilusión encontrarme con la propiedad de Milmanda, coronada por su Castillo. Hay que contar que actualmente pertenece a las bodegas Torres y Milmanda da nombre a un excelente vino, un blanco chardonnay  con crianza al estilo francés, de los que en Catalunya hay pocos y que animo a todos a probarlo, una delicia singular que a mi me recuerda al Marimar Estate que la misma bodega produce en el Russian River Valley de California.


Como no he conseguido mi objetivo ciclista me he acercado a Montblanc para consolarme con un buen bocata de chistorra, una cervecita para echarlo abajo y como excepción, que no suelo, un carajillo reconfortante para el disgusto. Carretera y manta para llegar a tiempo a casa para hacer el aperitivo que la temporada ya terminó.

2 comentaris:

  1. Pues ya esta bién por esta temporada...
    Que el calor aprieta demasiado y las ganas de deslizan hacia abajo como el sudor.
    ¡¡ Buenas vacaciones a todos y a cargar pilas para septiembre !!

    ResponElimina
  2. Llàstima, Roger! Però t'esperem l'any vinent a les nostres/teves terres de Vimbodí i Poblet.

    Gràcies per visitar-nos.

    ResponElimina