diumenge, 18 de setembre de 2016

Y más ausencias

--------------------------------------------------------------------------------


Esta mañana conocíamos la ausencia de Adolfo, que sigue en la búsqueda del Yin y el Yang, esperamos que encuentre pronto el equilibrio y pueda volver a los senderos....


Hay otras ausencias que no esperábamos, y es que hay algunos que pensaban que llovería y se iban a escudar en el pronóstico del tiempo. Por suerte los meteorólogos aciertan 2 veces al año, y esta no era una de esas veces... Ya sin excusas hay quién no aguantaba dos días en bici :)


Por suerte en el grupo contamos con gente que sí se presenta, y ahí estábamos a las 8 en el Polideportivo Telmo y yo.


Con poca antelación he rebuscado un track que fuera lo suficientemente bueno como para darle una merecida bienvenida a Telmo de su período vacacional. Elijo uno de mis favoritos, una ruta que recorre muchos senderos de la zona de Cellecs.


Empezamos subiendo por el interior de la mutua, donde vamos viendo que la montaña estará concurrida hoy, está el cielo despejado y una temperatura bastante fresquita.


Una vez arriba torcemos a la izquierda para acercarnos a Sant Bartomeu Cabanyes, cruzar la carretera y coger el camino de la izquierda que nos lleva por infinidad de trialeras y senderos de todo tipo, más técnicos o más rodadores, y que debido a las lluvias se encuentran perfectos para ir en bici. Sin barro, pero sin tierra suelta. Eso si, nada más tocar las ramas quedabas empapado por la acumulación de agua de estos días.


Poco antes de llegar a la carretera de Orrius hacemos la parada obligada para comer algo y hablar bien de los ausentes... Retomamos camino, hasta llegar a la piedra de la Oreneta.


Aquí sin parar cogemos fuerza para subir los primeros repechones más duros, para luego reseguir los senderos donde Telmo me preguntaba si los hacíamos al revés... pues si... y cuesta bastante remontarlos!! Luego cogemos la pista con sus pendientes de aupa donde Telmo ya constataba que el ciclismo es una cuestión de constancia, y tus piernas se encargan de recordarte que parar un tiempo tiene consecuencias.





Cuando estábamos casi arriba el track se desvía por la última trialera repleta de zarzas del que no nos fuimos sin llevarnos unos buenos recuerdos.


Ya sólo nos queda remontar los senderos habituales para llegar al Pla del Fum, una vez allí avisamos de que en media hora haríamos la merecida cerveza, hasta donde se acerca Xavi con cara de recién levantado para brindar por una buena salida.


En total han salido unos 42 km. con unos 1.170 de desnivel que no están mal, y Telmo ha acabado entero a pesar de llevar no sé cuanto sin tocar la bici.


El track
:https://connect.garmin.com/modern/activity/1367052097